Deslizamientos de tierra causados por lluvias torrenciales arrasaron la isla de Flores y causaron la muerte de más de cuatro decenas de personas. “Muchas siguen bajo el barro”, señalaron las autoridades.

Por