El director del Centro de Epidemiología y Microbiología Nikolái Gamaleya, Alexandr Guintsburg, aseguró que la utilización de Sputnik Light, “que es el primer componente de la vacuna Sputnik V”, permite “reducir el riesgo de contagiarse con la infección en un 50 por ciento, o incluso en un 60 por ciento”.

Por