El objetivo era buscar neutralizar la volatilidades a futuro y darle previsibilidad a la producción y al consumo de harinas, indicaron fuentes del sector empresario.

Por